Blogia
Consulta joven

Corregir sin castigo físico ni psicológico

Corregir sin castigo físico ni psicológico El artículo 19 de la Convención sobre los Derechos del Niño (todo menor de 18 años) establece que los países "tomarán todas las medidas legislativas, administrativas, sociales y educativas adecuadas para proteger al menor de toda forma de violencia física o mental, de traumatismos o de maltratos, de descuidos o tratamiento negligente, de maltrato o de explotación, en especial del abuso sexual, mientras se encuentre al cuidado de sus padres, del guardián legal o de cualquier otra persona que esté al cuidado del menor".

Los expertos definen la educación del adolescente como el proceso que transforma, mejora o matiza al individuo, por la transmisión y el aprendizaje de la cultura de su entorno familiar y social, extrayendo y proyectando las mejores cualidades del adolescente. Por eso es tan importante promover una cultura de tolerancia cero al maltrato.

Según Unicef y un estudio de la Temple University, los tipos de maltrato a menores son:
- Violencia física grave: golpear con objetos (palos, reglas, paletas, etc.), dar correazos, patadas, puñetazos, palizas, quemaduras, sofocar, abuso sexual.
- Violencia física leve: bofetadas; palmadas en manos, brazos, piernas, nalgas; pellizcos; tirar el pelo o las orejas, sacudir.
- Violencia psicológica: insultar o utilizar garabatos, amenazar, gritar, silencio, indiferencia, criticar, ridiculizar. Abandono, negligencia u omisión.

Para corregir sin castigo físico ni psicológico, los especialistas recomiendan:
- Establecer claramente los límites, advertir las consecuencias de las conductas inadecuadas y graduar los castigos. Esto le enseña al adolescente las diferencias de gravedad.
- Trabajar con los refuerzos negativos o positivos, es decir, retirar cosas que son de su agrado (como el postre, ver TV), o felicitarlo si se porta bien.
- Los castigos deben ser consecuentes. Ante la misma falta, la misma sanción. La continuidad da al menor la seguridad de que está mal y evitará repetir el error.
- Los padres deben ponerse de acuerdo para no contradecirse.
- La conducta del adulto debe ajustarse a sus dichos, pues el adolescente aprende más de los actos que de las palabras.
- Se debe fomentar la autonomía de los adolescentes, lo que les ayudará a desenvolverse cuando dejen el hogar.
- Los adolescentes deben aprender a tomar decisiones propias y hacerse responsables por ellas, tienen derecho a participar y opinar de las determinaciones que se tomen sobre ellos, por ejemplo, qué ropa ponerse, la comida del día, etc.
- Independiente de su conducta, el adolescente siempre debe saber que es querido.
- Las palmadas leves pueden ser aceptadas en condiciones de riesgo físico del adolescente o de un hermano, pero siempre deben ir acompañadas de una explicación del padre para que el menor entienda que el castigo fue para prevenir un daño mayor.

Si eres adolescente y quieres profundizar más sobre éste u otros temas que te preocupan puedes acudir a la consulta de promoción de la salud del adolescente del centro de salud Manuel Merino (C/ Manuel Merino esquina con el paseo del Val, preguntar por Patricio, teléfono 918824220 / 918824000) donde, manteniéndote el secreto profesional, se te ayudará con tus problemas personales. También puedes apuntarte en el mismo centro de salud a los talleres grupales de desarrollo personal (jueves de 19 a 20,30 horas) donde encontrarás otros adolescentes con sus problemas, podrás dejar de sentirte aislado emocionalmente y comenzarás a recuperar tu sentido de confianza en ti mismo y en otros. Además puedes participar en el proyecto de participación comunitaria de adolescentes y jóvenes “Aprendiendo entre todos a relacionarnos de forma saludable” donde te sentirás útil y aumentará tu autoestima.

Si eres padre de adolescentes y te interesa conocer como mejorar la autoestima y la asertividad de tus hijos, favorecer su desarrollo personal y su adaptación saludable, puedes apuntarte a los talleres para padres de adolescentes que tienen lugar en el centro de salud Manuel Merino, o pedir asesoramiento en la ya citada consulta de promoción de la salud del adolescente del propio centro de salud.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

4 comentarios

anonimo -

hay un joven en mi casa que se porta muy malcriado y quisiera saber si hay un centro donde se lo pueda corregir en Ecuador. asi como los boot camps en EEUU. xfa si me pueden ayudar con esta informacion se les agradeceria.

ROLANDO MOTA DE LA BUENA -

En casa tenemos 2 adolesentes, no les gusta ayudar en queaceres del hogar, dicen mentiras en pocas palabras son flojas para todo, excepto para la escuela, ayudenos por favor del como coregirlas. gracias.

supra footwear -

Life has many joys and sorrows. We should deal with things in an easy. Do you think so?

Anónimo -

Toda persona apoderada de un menor tiene el deber de cuidar y proteger, al adolescente. Pero si este se merece algun castigo por su falta que haya cometido se le debe de castigar de utra forma; como no permitiendole que realize un acto o accion que le guste.
Ninguna persona debe de abusar de su poder.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres